Manual para al atencion psicológica

 

I. ASPECTOS PSICOLÓGICOS ASOCIADOS A LA ELA
La ELA es una enfermedad neurológica producida por la degeneración de las neuronas, que activan deliberadamente las fibras musculares y, por lo tanto, su manifestación clínica es el debilitamiento de los músculos voluntarios del cuerpo. Se trata, así, de una enfermedad orgánica.

Las capacidades mentales y psíquicas , casi siempre, permanecen inalteradas, la ELA generalmente no afecta a las funciones corticales superiores como inteligencia, juicio y memoria, ni a los sentidos. No es una alteración psicopatológica, pero conlleva un importante factor psicógeno negativo que no se debe despreciar y que sí podrá incidir de manera patológica en el mundo de las emociones.

Hay que tener en cuenta que la dimensión orgánica y la psicológica son inseparables, y se interrelacionan entre sí, de tal manera que un cambio en cualquiera de ellas repercutirá en mayor o menor medida en la otra y al final influirá en el conjunto del sistema. Nos encontramos entonces ante un problema de grave acento psicosomático o neuro-psicosomático. Los cambios, debidos fundamentalmente a la posibilidad de sufrir pérdidas en las capacidades físicas y/o de comunicación que se pueden producir, incidirán a nivel psicosocial, psicoafectivo y de competencia, pudiendo dar lugar a cuadros depresivos, de ansiedad y angustia que, uniéndose sus síntomas a los específicos de la ELA, bloquean aún más la respuesta defensiva del organismo ante la enfermedad.

Se debe tener en cuenta que, en cualquier enfermedad, tan importantes son los cuidados humanos como los farmacológicos y tecnológicos, y está demostrado que el entorno social y el estado psicoemocional, tienen una influencia decisiva en el desencadenamiento y forma de evolución de muchas dolencias. Operando sobre ellos, pueden obtenerse resultados beneficiosos en el manejo de esta afección. (índice)

 

Páginas: 1 2 3 4 5 6 7 8